Revista / Entrevistas

Los mundos interiores de Catalina Cartagena

LOS MUNDOS INTERIORES DE CATALINA CARTAGENA

Publicado el 10 de Abril de 2018 en Entrevistas


Si hubiera que definir el trabajo de la ilustradora chilena con una palabra, quizás la más precisa sería íntimo. En la medida que uno se va adentrando en sus dibujos, es capaz de percibir ideas profundas, mundos oníricos que reflejan el corazón de sus sensibles mujeres ilustradas.

Por: Andes Ilustrado

“En el 2012 yo estaba estudiando otra cosa y en vacaciones vi unos dibujos y pensé ‘yo podría hacer algo mejor’. Pasó que no lo hice mejor, pero sí fue el puntapié inicial para ponerme a dibujar mucho, algo que había dejado hacer”. Con esas palabras, Catalina Cartagena, cuenta como se reencantó con los lápices y el papel, y emprendió en el mundo de la ilustración.

A sus 25 años la titulada del Instituto Arcos batalla con el error para dar vida a su obra, que por lo general muestra a mujeres frágiles y sensibles, ya sea en el papel o en la cerámica, otra de sus fascinaciones.

“Así fue como empecé a dibujar y luego me hice un Flickr, para compartir mi trabajo. Así me di cuenta que tenía muchas cosas que contar: cuando me di cuenta de eso, dije ‘ya no hay vuelta atrás’”. Y así fue, entre trabajos, publicaciones, exposiciones y ferias, la joven dibujante fue haciéndose un nombre en la escena local.

Incluso, hasta el 5 de mayo, estará presentando junto a su amiga y colega, Sofía Flores, la muestra “Un cuarto propio” en Galería Plop. Allí diseñaron un relato que cruza la idea de Virginia Wolff de la necesidad de las mujeres de construir espacios internos y externos, los que a su vez dan cuenta de sus gustos y necesidades.

Catalina CartagenaCatalina Cartagena

“Me gusta armar imágenes que permitan al espectador imaginarse lo que hay detrás. Qué imaginen qué está pasando sin decirlo mucho. Me gusta jugar con eso”, cuenta.

Consultada por las técnicas y soportes que le gusta usar en su trabajo, Cartagena comenta que es una fanática de los métodos análogos como el grabado o la cerámica. “Creo que me mantienen en contacto con los tiempos reales. Con esto de la inmediatez se nos ha olvidado un poco cuánto demoran las cosas. Me gustan porque de alguna manera te sirven para aceptar los errores”, dice y agrega: “La cerámica, por ejemplo, tiene un tiempo, un proceso. Esta técnica me sirve para bajar la ansiedad de las cosas. En este caso, te puedes equivocar y no lo sabes hasta el final. Me mantiene conectada a los tiempos de la vida, a lo más simple. Hay cosas que uno tiene que aprender a soltar, uno no puede tener el control todo el tiempo”.

Desde que comenzó a promover su trabajo en redes sociales, Catalina ha vivido una transformación que también se ha visto reflejada en su trabajo. “Antes era consciente de mí misma a un nivel súper superficial. Y mis dibujos de mujeres eran lo mismo, hacía cuerpos delgados, porque a mí en algún nivel me acomplejaba”.

Catalina Cartagena

“Ahora sigo hablando de estas mujeres, pero desde otra mirada, con respeto. No quiero poner mensajes panfletarios, quiero expresar que las cosas que pasan son las importantes, no importan los cuerpos. Es mi forma de validarlo, sin entregar mensajes. Supongo que es naturalizar la idea de que a todos nos ocurre lo mismo, independiente de los cuerpos”, relata.

Por último dice: “Llegar a ese nivel de complejidad, es como un abrazo a mí misma. Y en lo personal, me ha servido mucho”.

 


Anúnciate con nosotros

Otros contenidos similares

Editorial

Editorial

Entrevista
10
Abr
2018
Estimados dibujantes de cómics, narradores gráficos, ilustradoras e ilustradores de la comunidad iberoamerica...